Pestañas

lunes, marzo 01, 2010

Choques generacionales

Ya hable en otra serie de entradas de las distintas generaciones que, en opinión del menda lerenda, pueblan la geografía española (1, 2 y 3). El principal marco donde las distintas generaciones tienen que interactuar es en el entorno laboral. Esto en otros países seguro que no es un problema, pero en ese santo lugar es un conflicto constante. Hablaron de todo esto hace tiempo en un reportaje de El País, que decía cosas como esta:
En las compañías, explica, coexisten varias generaciones, las más jóvenes, que quieren conciliar, con las mayores, que fueron educadas en la idea de que lo más importante es el trabajo, y con otras intermedias en las que esa concepción se fue diluyendo. "En ese contexto, los cambios son muy difíciles, sobre todo si hay empresas a las que les ha ido muy bien con los viejos sistemas", señala Rodríguez. "Hay que recordar que los cambios culturales son muy lentos".
Los cambios culturales son lentos, sí, y añado, desesperantes. Aunque, en mi opinión, creo que el asunto de las diferencias generacionales va bastante más allá de "diferencias culturales". No puedo evitar notar que una buena parte de las personas nacidas o criadas durante el franquismo tiene una serie de ideas preconcebidas de lo más curiosas. Incluso los de la "generación jipi", esos jóvenes idealistas que trajeron la democracia a España, parecen encontrarse en una constante lucha personal entre lo que les enseñaron de pequeños y lo que su propia generación les exigió pensar después. Un paradigma de este comportamiento es el "artista" Víctor Manuel: de joven alababa a Franco, luego fue un jipillo sociata propio de su época y ahora dice que la gente roba música en las bodas (nótese la vuelta a los orígenes).

Evidentemente, de los más mayores mejor ni hablamos:



Y estos abuelos que representa Forges al menos soñaron, y muchos de ellos lucharon en la guerra y por la libertad en este santo país. Desgraciadamente, pocos de esos quedaron y a esos se los comió el franquismo. Pero hay otros abuelos, la mayoría, de una generación más joven, los que nacieron en las posguerra, que suelen protagonizar en la actualidad imágenes como esta (visto en Mi Mesa Cojea):



Como dice Jose A. Pérez en el enlace anterior ¿es que ya ha llegado el Apocalipsis Zombi? ¿es que no hay alimentos? ¿es que esta gente no tiene para comer? Va a ser que ninguna de esas preguntas es afirmativa y va a ser que esta gente es, sencillamente, hija de su infancia.

Y luego, por otro lado, más allá de los Pirineos, tenemos a los europeos, de los que tenemos que copiar lo mejor que tienen, que es mucho. En el norte de Europa, donde se quitaron de en medio a los regímenes fascistas que perduraron en España y Portugal, da la impresión de que las diferencias generacionales no son tan grandes y de que estas, ahora sí, son esencialmente culturales. Precisamente porque su sociedad no ha tenido que ponerse al día en 20 años y porque sus distintas generaciones no han vivido con algo similar a la educación franquista a las espaldas (si acaso los de antes de la segunda guerra mundial, pero esos ya son muy viejos). Desde luego, cualquier sociedad tiene sus fantasmas, sus defectos, sus ideas preconcebidas y sus fanatismos, eso es común a cualquier lugar, especialmente entre la gente más mayor. Pero en el norte de Europa se pueden ver imágenes en las que conviene recrearse y sobre las que habría que pensar largo y tendido (visto aquí):



A los que no seáis habituales lectores de este blog o a los que lo hayáis descubierto recientemente, a lo mejor os llama la atención que considere que esta imagen es particularmente importante o especial. Si es así, os reto a que hagáis un acto de introspección y enumeréis la lista de adjetivos descalificativos que llevaría asociada esta imagen en el supuesto (muy supuesto) de que sus protagonistas fuesen españoles. Ahora añadid los desprecios que incluiría una persona española media de edad avanzada. Y ya que estamos, también os animo, a que os preguntéis las razones sociales, arquitectónicas y culturales por las cuales esta imagen no puede darse en la gran mayoría de las ciudades españolas. Escribidlo todo en una lista. Ah! utilizad varios folios, que os van a hacer falta.

17 comentarios :

Chuparuedis dijo...

Víctor Manuel y Ana Belen entre otros muchos sociatas tienen un pasado relaccionado con el PCE, relación muy provechosa de algunos (no artistas) para saltar a los cargos que ocupan actualmente.
Hubo una generación que se unió al PCE en una época que eran cuatro gatos muy bien organizados y con muchos contactos internacionales, después de 40 años muy negros la generación siguiente fue abandonando ese PCE y arrimandose al sol que mas calentaba y dejando al PCE en lo que ha sido siempre, cuatro mindundis muy bien organizados.

El análisis creo que es mas complejo, nos falta una parte de una generación muy importante en la sus miembros mas "creativos" y que deberían haber sido referente para los nacidos en el "Baby BOOM" aunque afecto a muchos de ellos también, fueron "derribados" por la heroina.

También tenemos el caso tan complejo de los miles de emigrantes y exiliados que quedaron desarraigados y aunque su adaptación a esos paises europeos tan idealizados fue muy duro mas duro fue readaptarse a la sociedad española para los que se atrevieron a volver, y me consta que muchos intentaron cambiar la sociedad con lo mejor de las culturas europeas que llegaron a conocer muy bien pero acabaron siendo pasto de los políticos. Muchos de nosotros que tuvimos la posibilidad de hacer "carrera" en política nos abrieron las puertas con el caramelo de cambiar las cosas, cuando vimos realmente como iba el tema dentro salimos corriendo y no volvimos a mirar atrás. Los que se quedaron me resultan irreconocibles pues en el primer paso hay que abandonar todo ideal, "pisar o morir"...

Así estamos en una encrucijada llena de perjuicios, un lastre heredado de mas allá del siglo XX. Seguimos siendo una sociedad tribal que adoramos y seguimos ciegamente a los dioses y caciques de turno donde esa mentalidad tan práctica de los "barbaros norteños" no ha sido capaz de calar a pesar de 1500 años de continuas influencias.

Si algo tengo claro es que esa imagen de la familia en bici se da no por que sean güais si no porque son prácticos de 00. Para ellos 2+2=4 y no una disertación eterna sobre las posibilidades y las características y el como sacar beneficio a sumar dos doses.

el Salmon dijo...

Muy buena la foto final. Realmente es lo más normal en los paises nordicos, aunque no en el resto de Europa.

Pero al ver el título pensé que ibas a relacionar el choque generacional con el problema actual del paro.

Realmente es lamentable el nivel de muchos directivos y empresarios que rondan los 50/60, aunque tambien conozco mucho paleto con 30. Resulta sangrante ver como tu jefe posee nulos conocimientos tecnicos y organizativos o el jefe de planta no sabe hacer la O con un canuto pero no le echan porque la empresa no tiene liquidez suficiente para pagar su despido y cuando aprieta la crisis echan a los mas jovenes, los que mas curran en la empresa, porque son los unicos a los que se les puede pagar la indemnización por despido.

No hablemos ya de la nula predisposición a contratar a mujeres por el tema de la maternidad, lo mismo que en los paises "vikingos" vamos (notese la ironía).

Calamity dijo...

(Quería decir un montón de cosas y me he quedado en blanco y eso que de choque generacional puedo hablar un puñado: mi padre era 50 años mayor que yo y mi madre es 42; mi abuela tiene 100 años).

Voy a hacer un poco de abogado del diablo -parece que siempre que vengo por aquí es para chichar. Creo que esos países a los que tanto admiramos -me incluyo sí o sí- son los que tienen las tasas de suicidio más altas, ¿no?

En cualquier caso tengo que decir que yo también les admiro profundamente a los daneses, a los noruegos, a los finlandeses... Los alemanes, pese a haber tenido lo que tuvieron, son una sociedad que me fascina.

Mi mejor amiga se fue a vivir a Londres hace 16 años. No sabía más que decir hello y poco más. Allí consiguió lo que no hubiera conseguido jamás si se hubiese quedado en España: un futuro brillante. Aquí dejó de estudiar para gandulear todo el día. Allí estudió una carrera con veintitantos mientras trabajaba. Regresó a España para probar suerte aquí y para estar más cerca de la familia y, ¿qué se encuentra? Que la despiden del trabajo porque era demasiado eficiente y la esposa del dueño (trabajadora también) no le gustaba. Se ha vuelto para Londres. Dice que aquí de vacaciones y ya.

A mí me hacen gracia muchas personas que están en esa generación de nacidos en la posguerra. Digamos que la gente que se ha jubilado hace poco. Dios mío, con cualquiera de ellos que pueda hablar no hacen más que decir de la situación tan caótica del país, de lo mal que está todo, de lo que se han tenido que apretar el cinto... ¿Apretar el qué? Que yo sepa estas personas son las que menos mal lo tienen que estar pasando de toda la sociedad española. Tienen un sueldo y tienen todas sus necesidades básicas ya cubiertas (casa, hijos criados, pensión garantizada, ¡hasta vacaciones por dos duros!). Así que no me extraña ver fotos como la que has puesto arriba, Eulez. Realmente les pasa lo que nos pasa a todos: que somos hijos de nuestro tiempo.

Besotes.
Cal.

eulez dijo...

Jo, que grandes comentaristas tengo (va en serio)

Chuparuedis, sí, lo que comentas de la gente que salió despedida de la política de este país ya lo había leído de algún dirigente "clásico" del PSOE. Vieron como los dirigentes empezaron a tragar y a tragar y muchos se salieron porque no podían contemplar tanta mierda junta. En fin.

Sobre los del "Baby Boom" muchos no fueron "derribados" por la heroína. Los que consiguieron seguir la doctrina de "ten una buena formación, trabaja mucho y triunfarás" se comieron los mocos o se fueron al extranjero porque eran demasiados y aquí no había sitio para todos. En investigación hay una generación entera procedente del "baby boom" desperdiciada porque España ha sabido formarlos pero no darles un trabajo acorde a esa formación.

Das en el clavo con lo de la "sociedad tribal". Efectivamente, lo que hace la familia danesa en la bici es absolutamente práctico. ¿Para qué sacar el coche si para desplazarse 1 km tres personas basta esa bici con carrito?

Salmón, hombre, podría haberse sacado más jugo con lo del paro y la situación en las empresas, pero para eso están los comentaristas, no? ;) La situación que cuentas es el pan nuestro de cada día y
es la diferencia entre una generación, de educación franquista, marcada por el mamoneo y los prejuicios y otra(s) a la(s) que le(s) mintieron con aquello que ya he dicho antes de "se bueno y tendrás un buen
trabajo". Todo falso, todo mentira. Los "prejucios" que se le metieron a los jóvenes de ahora no eran franquistas, pero también son falsos. Nuestros padres y educadores nos metieron en la cabeza lo que, supuestamente había que hacer para vivir bien en una sociedad que ya no existe, y nos las están dando con queso día sí, día también. Y encima ya no hay conciencia de clase.

Cal, (una abuela de 100 años, que caña) los europeos tienen muchas cosas buenas y muchas cosas malas, no seré yo quien diga que los europeos sean las mejores personas del mundo, ni mucho menos, que cada país tiene sus demonios y algunos son muy gordos.

Todos somos hijos de nuestro tiempo, sí, pero es que reo que más que de nuestro tiempo, lo somos de nuestra infancia. Lo que se mete en la cabecita a los tiernos infantes antes de los 10 años me da la sensación de que
es definitivo y nunca llega a superarse, sea lo que ea. Por eso muchos de los abuelos nacidos en la posguerra son lo peor de lo peor de lo peor, con sus prejuicios, con sus odios, con su aburrimiento, con su racanería, con su bajeza.

Chuparuedis dijo...

Calamity, en la subcultura empresarial española está muy mal visto ser eficiente y en general esta muy mal visto que destaques o marques diferencias frente al resto si no tienes el beneplácito de los medios, "isdicir" como al común de los mortales se le ocurra asomar la cabeza garrotazo, somos tan sumisos que es muy fácil desentonar a poco que seas incorformista, no necesitas ni ser diferente, ni ser un crack en cualquier materia solo tener afán de superación personal.
Yo creo que aunque muy lentamente conseguiremos cambiar, una sociedad "inmovilista" al final esta condenada sufrir "terremotos" sociales o desaparecer.

Chuparuedis dijo...

Cierto Eulez, se me ha pasado la parte de esa generación que ha tenido que emigrar y es un "pecado" que se me olvidase porque yo pertenezco a ellos y fui de los que no quise irme y me dedico a otra cosa. De echo hay miembros de mi familia que después de nacer y vivir fuera de España volvieron para estudiar con la vana esperanza de vivir en su tierra y se acabaron marchando de nuevo, y te aseguro que no van a volver, hay uno de ellos que le ha tocado supervisar el trabajo de una empresa Española con sede en Madrid y con la que colabora su empresa y se ha ido echando pestes.

dosvariables dijo...

Pues sí, yo creo q has dado en el clavo, el problema de nuestro país es sobre todo el cambio generacional. Problema pq la mayoría de los dirigentes de empresas q hay aqí provienen del franqismo (gente hecha a sí mismo, q entre la aristocracia política de la época estaba muy mal visto buscarse las habichuelas) y tienen ideas muy arcaicas sobre llevar una empresa y además nula formación aparte de lo q tuvieron q aprender a la fuerza. Por otro lado, pq las generaciones posteriores han sido criadas por 'aqellos' y les han inculcado el valor de 'ir a lo seguro' (o sea, no riesgo = no iniciativa = aceptar las cosas como son = no saber hacer nada para cambiarlas).

Para mí, la solución, es ese cambio de mentalidad: q las cosas no van a cambiar solas, q cambiarán cuando nosotros (todos) cojamos el toro por los cuernos. Q no te gusta la oferta de trabajo q hay? Lo fácil (en lo q hemos sido educados) es emigrar; pero qé hay de intentar cambiarla tú mismo? Q no te gusta la política q hay? Otra vez, lo fácil es la apatía y pasar del tema, pero hasta q no probemos a cambiarla desde dentro las cosas seguirán igual y seguiremos en manos de unos desgraciados como hasta ahora. Ya, es difícil todo esto q estoy diciendo, pq cambiar el modo de funcionar de todo un sistema es muy complicado... pero si no lo intentamos nunca cambiará y tendremos q seguir emigrando

Dirk Angry dijo...

Calamity: Lo de los suicidios de los escandinavos lo había oido muchas veces, concretamente en el contexto "lo que hay es que privatizarlo todo, porque mira los escandinavos el pedazo de estado del bienestar que tienen y no hacen nada más que suicidarse, porque no pueden soportar que les paguen por maternidad, no tener que endeudarse para ir a la universidad, etc etc".

Sabía que para empezar el propio dato de la tasa de suicidio es falso: sólo tienes que buscar "tasa de suicidio suecia" en google para comprobar que sus tasas de suicidio son más bajas que las de prácticamente todos los países de la unión europea.

Lo que no sabía era que este propio mito ya se inventó (sí, inventó, sacó de la manga) con esa intención:

mira, por ejemplo, http://www.sindinero.org/blog/archives/1001

(Por cierto que intenté buscar datos de la OMS o alguien similar precisament hablando de este mismo tema y no los encontré, pero leí otro artículo hace tiempo en el que decía que el mito este venía más bien de Finlandia, y tenía más que ver con el alcoholismo y la violencia doméstica que con el estado de bienestar)

Dr. Litos dijo...

Me ha encantado esa imagen final, ciertamente. Ojalá supiéramos convertirnos en sociedades más prácticas y menos sojuzgadoras, la verdad es que aquí todavía tenemos el complejo de país de pandereta y nosotros mismos lo alimentamos.

Es dificil distinguir entre lo que uno piensa que debe hacer por haber sido aleccionado desde la infancia o porque realmente piensa que es mejor opción... o comparando con la serie "Lost", el saber distinguir entre el libre albedrío y la sutil manipulación de los "poderes" superiores, sean el estado o la educación desde chicos.

Comulgo con la idea de dosvariables, claramente suena utópico e ingenuo pero poquito a poco se puede cambiar la realidad: en el tema de las bicis (que sé que le mola al anfitrión), hace unos años Valencia era igual de buena ciudad para bicicletar que ahora, y sin embargo no iba en bici ni dios; ahora, cada vez hay más y más, y al mismo tiempo en pocos años han hecho mucho más carril bici y aparcamientos. Aunque los coches seguirán unos años pitando e intentando adelantar sin control, poco a poco esto cambiará y auguro que en unos años la situación será más parecida a lo que se ve en Alemania, por ejemplo. Respecto a la emigración, aplico lo mismo: yo decidí, temerariamente, que no quería emigrar, aunque para mi profesión como investigador todo el mundo asume que es crucial. Pues bien, yo decidí poner toda la carne en el asador y pelarme el culo para encontrar un buen puesto, he hecho mis estancias en el extranjero pero el grueso de mi posdoc lo estoy haciendo en la patria, estoy consiguiendo buenos resultados y aunque evidentemente me está siendo un suplicio hallar continuidad, y probablemente nunca pueda hacer carrera investigadora como otros compañeros, habré puesto todo mi empeño y tal vez siente precedente tanto para los jefes que han ido confiando en mi como para los compañeros que han visto que pueden existir otras opciones. El mero hecho de trabajar fuera no le hace a uno más válido, innegablemente es una experiencia enriquecedora y recomendable, pero no debería asumirse que el que se queda como resultado desarrolla un trabajo mediocre o menos válido.

Pero bueno, si dentro de unos años estoy totalmente acabado me tendré que comer mis palabras... al menos, como digo, lo habré intentado. Hay que sentar precedente, pero con esfuerzo.

Joer vaya comida de bola... buen post amigo, de los que dan que hablar. Me piro a comer.

Calamity dijo...

¡Dios o quien sea me libre de pensar en que el suicidio lo provoca el estado del bienestar! La verdad es que lo he dejado caer como una bomba, pero sin mirar, quiero decir, que no tengo datos en la mano. Sí que sé que en España el número de suicidios anda por más o menos por unas 3.000 personas por año (¡el doble que en accidentes de tráfico, por ejemplo!). Y así sin escarbar mucho he visto una tabla en Wikipedia (http://es.wikipedia.org/wiki/Lista_de_pa%C3%ADses_por_suicidio_per_capita) que, bueno, no es que sea la pera en cuanto a veracidad la Wikipedia, pero por encima de España están Finlandia, Suecia, Dinamarca, etcétera. No tengo ahora tiempo de profundizar más en este tema, Dirk Angry, pero ya dije que más bien lo decía por hacer de abogado del diablo. :-)

Lo de la eficiencia en España, en fin, paso palabra. No sé qué pasa en este sacro santo país que cuando las cosas están bien hechas y sin aspavientos necesariamente tiene que tener algo malo. Lo sé también por propia experiencia (de dos curros, ni más ni menos).

Eulez, algún día (cuando tenga ganas de escribir; cualquiera lo diría a tenor de los megacomentarios que dejo) le dedicaré un post a mi abuela Nicolín porque tiene tela la señora. Oyessss, que eso de que somos fruto de nuestros 10 primeros años de vida, pues, mira, discrepo. Está claro que nuestros primeros años de vida forman una plataforma importantísima para conformarnos como personas, pero también es cierto que las personas podemos cambiar. Si yo me hubiera hecho caso de la educación que he recibido en mis primeros 10 años de vida ahora mismo sería algo muy cercano a una beatona de misa diaria y sin embargo no lo soy.

Perdón por acaparar tanto espacio. :-S Hoy tengo el día charlatán y no tengo a nadie cerca con quien hablar. Hmm.

eulez dijo...

agu2v y Dr. Litos, muy de acuerdo. Lo fácil es pirarse y hala, España es una mierda. Pues a lo mejor, pero si todo el mundo se pira esto no cambia. Aunque también es cierto que a veces uno no puede soportar más según que cosas.

Dr. Litos, sobre la investigación yo lo digo muy a menudo en blogs de ciencia: la movilidad está sobrevalorada. Lo importante es la producción científica, no lo que viajes. Muchas veces la gente hace estancias para rellenar curriculum, a pesar de que no supongan nada a nivel de producción real. Es recomendable "pasearse", está claro, pero no es lo más importante. Aunque parezca increíble, esto es otro "prejuicio franquista". En la dictadura nadie salía de España y el que lo lograba era un héroe o casi. Y esa mentalidad se ha quedado ahí, con el rollo de que lo importante es salir, el postdoc en el extranjero y todo eso. Será importante si eso beneficia tu investigación, algo que no ocurre siempre. Pero es que eso además limita el número de gente que se puede dedicar a investigación, porque hay personas que tienen familia o problemas diversos que les impide andar desperdigados por el mundo sin saber que va a ser de ellos de aquí a un año. Y eso no quita para que sean buenos docentes o investigadores.

Lo de las bicis es significativo. Es un cambio social lento pero inexorable asociado a la aceptación de que no debemos consumir o gastar aquellas cosas que no son necesarias. Otro prejuicio franquista: la utilización de los coches en España (signo de riqueza). Franco estaba superorgulloso del tráfico de Madrid, lo consideraba un signo de prosperidad. Desde entonces, en este bendito país, no tener un trasto de esos te marca socialmente. Incluso entre lo más jóvenes.

Dirk y Cal, sobre el tema de los suicidios, si bien es cierto que países de Europa nos superan, tampoco es que estos tengan unas cotas de suicidios muy alta (Lituania no es un ejemplo de lo que estoy hablando). Además, es probable que en España haya pocos suicidios, no porque estemos de puta madre o porque no tengamos un estado del bienestar de lujo que nos lo hace todo, sino por creencias religiosas.

Cal, a ver si rescatas ese blog tuyo. Lo de contar lo de tu abuela estaría bien, sí. Sobre la educación en la infancia, las posibilidades de cambiar y todo eso... mira, yo solo te digo una cosa, un poco dura tal vez: Eres joven, espera 20 ó 30 años y luego hablamos. No es que yo sea viejo ni nada para decirte esto, pero, por lo que he visto, me da la sensación de que la mayoría de las personas tendemos a volver al principio cuando nos hacemos viejos (que no mayores).

Calamity dijo...

Ay, Eulez, me acabas de alegrar el día. ¡Soy joven! Gracias, corazón. Muy mayor no soy, la verdad, pero joven lo que se dice joooooooven, pues tampoco. Es que me conservo muy bien. Y, joder, espero no volverme como mis padres cuando sea mayor. Vamos, antes de ser como lo que ellos me inculcaron y dar por el culo a los que vengan por detrás de mí yo sí que me suicido. Uff, quita, quita.

eulez dijo...

Cal, en este post estamos hablando de gente de 70 o más años. La edad es relativa, desde luego, pero en comparación con esas gentes de infancia traumática somos todos jóvenes. El que se sale un poco es Chuparuedis, que es más viejuno ;) pero a pesar de eso se puede hacer cientos de km en bici al día ¡edad relativa!

No niegues lo que pueda ser, que si luego es, y es posible que sea, no vas a ser consciente de que estas siendo.

Chuparuedis dijo...

Jajaja... si que me debo estar haciendo viejuno porque nunca había pensado en esto:
"...por lo que he visto, me da la sensación de que la mayoría de las personas tendemos a volver al principio cuando nos hacemos viejos (que no mayores)"

Me he quedao flipao, en mi caso estoy empezando a hacer ese viaje de forma inconsciente y para mi es bueno porque nunca he abandonado mi punto rebelde, vuelvo a centrar mis energías en el ciclismo, como activista urbano y organizando cosas diferentes relacionadas con el ciclismo deportivo intentando demostrar con mas gente que en España es posible otra forma de entender el ciclismo. He vuelto a la fotografía, estoy recuperando la ilusión que había perdido por el dibujo y la pintura, he quemado mi etapa como empresario, 18 añitos en los que todos los caminos conducían a lo mismo, para poder competir en mi sector como empresario en "igualdad" hay que hacerlo desde la desigualdad, el caciquismo y la explotación, de "freelance" consigo mayor capacidad de control y desarrollo aunque los proyectos se reducen significativamente en número pero no son menos ambiciosos, vuelvo a ir a mi aire fabricando cachivaches que utilizaré para mi próximo negocio (así empecé con 16 años), jejejeje...

Es triste pero en el tiempo que he sido empresario era difícil encontrar a clientes lo suficiente atrevidos como para pedir cosas diferentes y con una elevada calidad, y cuando se daba el caso había que ir con cuidado porque podían sufrir un acoso y derribo si se salían de la norma. Hay una frase que no soporto, la considero un insulto y me lo tomo como algo personal, cuando realizaba una imagen comercial con la decoración integral a una empresa pequeña y me pedían que fuese especial y tenían la sede en un pueblo pequeño o un barrio la gente decía a modo de crítica: "Está muy bien pero es demasiado para este barrio/pueblo y para este tipo de negocio" a veces la gente era tan agresiva que hundían a mi cliente haciéndole pensar que se había equivocado, una cosa es ser cutre puedo aceptarlo y entenderlo y otra ese complejo de inferioridad que no soporto, es muy dañino tanto como el complejo de superioridad de los que manejan el "cash", de los que hacen de las poltronas algo vitalicio y de los que tratan de imponer su hipócrita moral a los demás.

juliacgs dijo...

Yo estoy con Calamity en lo de que espero verdaderamente que en la vejez no me salgan toooodas las cosas que me metieron en la niñez... Ya me veo de viejuna: por un lado, flipándolo tol día sin necesidad de drogas (yo es que era un poco elesedéica cuando era pequeña, vivía en un mundo paralelo) y por otro, tratando de reproducir ciertos patrones (lo de las mamás y los papás y los hijitos y casarse, lo de la represión sexual y el decoro femeninos, etc.) cosas de las que ahora aborrezco sinceramente...

En todo caso, si no llegamos a pelearnos como hienas por el pescado crudo (tío, ¡si es que parecen Gollum!), ya habremos avanzado con respecto a los de generaciones anteriores...

Y es verdad, el día que tu hija te diga: "mamá, vamos a dar un paseo, tú móntate en el carrito de la bici y me sujetas al nieto" y tú digas: "¡vale! ¡cómo me gusta ir de paseo con mis descendientes!", España será, sin duda, un lugar mejor... Pero desgraciadamente, no sé por qué, no creo que eso lo veamos nosotros.

solracm dijo...

Me parece perfecta la foto final, sobre todo porque me viene perfecta para escribir acerca de las personas que tienen que desplazarse al centro de Sevilla, sobre todo cuando dicen ¿Cómo se llevan a las personas mayores? ¿y a los niños?, no pretenderán que los llevemos en bicicleta...La foto da la respuesta a todos, otra cosa es que se quiera, claro. Saludos

eulez dijo...

Chuparuedis, cuantas cosas nos cuentas... ;)

juliacgs, pero si es que salir, van a salir, os lo digo ya. Pero hay que saberlo de antes ¡que luego uno se sorprende diciendo o haciendo cosas que no debe!

Sobre lo del carrito, me parece que llevas razón en que nosotros no veremos semejante escena, al menos en Madrid, en la puta vida. Y circulan al lado de un autobús, eh? Ahí es nada. Y por lo que se ve, sin carril bici, ni mariconás de esas; por la derecha, con dos pares.

Solracm, en mi opinión, no creo que la bicicleta sea algo para transportar a toda la familia. Para poder hacer lo que hace la familia de la foto se necesita una sociedad determinada (de eso ya hemos hablado en el post y en los comentarios) y, además, una ciudad muy concreta (aquí sí que no puede haber ninguna dificultad estilo cuestas, cruces, bordillos, obstáculos, aceras-kk-bici o lo que sea).

Creo que la utilidad práctica de la bici en las ciudades donde el ciclismo urbano es muy habitual se centra en el transporte unipersonal en trayectos cortos ¿cuánta gente utiliza el coche (y solo una persona) para desplazarse distancias inferiores a 15 km? Eso es lo que no puede ser. Eso sí, cuando mucha gente vaya en bici y las ciudades estén preparadas entonces te puedes plantear mover a toda la familia con diversos inventos. Pero vaya, que eso, creo yo, es lo último de lo último a conseguir en términos de movilidad ciclista. Si en Sevilla ya estáis en ese punto, felicidades. A este ritmo, en Madrid nos quedan unas cuantas décadas (si acaso).