Pestañas

jueves, noviembre 11, 2010

¡Alabad al Creador Cotillardo y a sus representantes en la Tierra! ¡Aleluya!

He llegado a una revelación teodependiente de la mayor transcendencia posible. Os la cuento, que no tengo otra cosa que hacer (bueno, en realidad sí pero es que hay que rellenar el egoblog).

Primero: puedo afirmar con rotunda seguridad que toda nuestra realidad es fruto de un sueño de Marion Cotillard.



Por tanto, dado que Marion Cotillard es, también sin lugar a dudas, un sueño en sí misma, se llega a la diáfana, inevitable e irremediable conclusión de que alguien tiene que estar soñado al sueño de Cotillard (que a su vez nos sueña a nosotros) ¡Aleluya!

O sea, que Dios existe. O al menos debe existir (no sé si es lo mismo) ¡Aleluya! ¡Aleluya!

Entonces, si por alguna razón, que no puedo llegar a entender, os da por criticar la visita a España de un (posible) representante del Creador Cotillardo en el planeta Tierra y os da por poner a parir sus irritantes declaraciones; mejor no lo hagáis, porque estáis faltando al respeto a una persona que, repito, es el máximo representante en la Tierra del origen y causa del sueño del Sueño Cotillardo y por extensión, estáis atentando vilmente contra la Existencia en sí misma y contra la San-tí-si-ma Realidad Cotillarda ¡Aleluya, hermanos!

Así que si hay que pagar unos millones de euros de nada por estar más cerca de conocer el misterio del sueño de Cotillard, pues se pagan, hombre ya, putos herejes roñosos infieles rojos relativistas radicales ateos de los cojones ¡El papa ama a los niños! ¡Aleluya!


P.D: Sí, recientemente he visto "Inception" (en versión DvdRip, claro). No está mal la peli, tal vez demasiada acción y demasiado larga. Lo mejor, cómo no, la Cotillard ¡Aleluya, hombre ya!