Pestañas

domingo, mayo 22, 2011

#reflexion (días 5 y 6)

El quinto día en Sol demolió todas las expectativas. Allí había más gente que nunca a las 20h (unas 25.000 personas juntando Sol más alrededores) debido especialmente a que el día siguiente era sábado.


El peligro de la proximidad del fin de semana era la posibilidad de que aquello se convirtiese en una especie de macrobotellón, olvidando que las concentraciones son un acto de protesta y de expresión de indignación. Festivo, sí, pero sin pasarse.





De nuevo, el comportamiento de la gente fue ejemplar, nada de alcohol, nada de botellones. La gente estaba allí para expresarse y la colección de pancartas y mensajes es interminable (podéis ver esta colección de imágenes de Rinzewind o las de MiGUi, por ejemplo).

En mi caso, lleve un cartel en contra de la salsa boloñesa, es decir, del Plan Bolonia de adaptación al Espacio Europeo de Educación Superior. No tengo nada en contra de unificar los planes universitarios de Europa, todo lo contrario, pero sí tengo mucho en contra de la escribir estupideces sobre "competencias", perder el tiempo en comisiones, repetir el trabajo con informes inútiles o, en general, de perder el tiempo en idioteces pedagógicas que ni benefician al estudiante ni mejoran la labor docente. Además, el Plan Bolonia ha multiplicado el número de titulaciones y de asignaturas, muchas tremendamente innecesarias, y todo a coste cero, es decir, sin nuevos profesores. Esto afecta además a la investigación, que también (y principalmente diría yo) es nuestro trabajo. En España la investigación científica se hace sobre todo en las universidades y actualmente no hay tiempo debido a los excesos boloñenses. Y todo esto sin mencionar que nos han bajado el sueldo. Y yo no soy funcionario, que lo mío va por contrato.

El cartel, hecho muy deprisa, era un poco cutre, pero hoy lo he colgado en tuiter. Seguramente, asqueado por la cutrez del cartel, decidió hacer este otro con el mismo texto:


A mi me encanta, ahí con su mierdecilla egobloguera y todo. El problema ahora es conseguir volver a comer pasta después de ver esto. Si os gusta, aquí podéis descargar el PDF.

El Tribunal Supremo confirmó la ilegalidad de la concentración en Sol a partir de las 24h, cuando llega el día de reflexión, esa estupidez inventada por los políticos españoles para al menos tener un día en donde esté prohibido que se insulten unos a otros. Y por supuesto allí nos quedamos hasta esa hora para tener la seguridad de que éramos oficialmente unos delincuentes peligrosos de esos. Y todo por estar en Sol rodeado de gente pidiendo el voto responsable.

Foto de juliacgs.
Todo esto fue en la tarde-noche del viernes al sábado. El sábado no he estado en Sol, me he dado descanso porque de verdad que todo esto ha sido un poco cansado y ya necesitaba estar un rato en casa tranquilo. Pero vaya, que no ha hecho falta que fuese, por descontado.

Pues nada, a seguir con la #reflexion esa y luego a votar. Responsablemente, pero solo a ser posible, que no quiero que me cierren el egoblog de mierda por incumplir la Ley Electoral.